Reencuentro en una gran familia

sotosalbos-suple-eladelanta 

La villa de Sotosalbos celebra hasta el domingo 4 de agosto las fiestas en honor a María Magdalena, días de reencuentros, actividades lúdicas, música e ilusión. (Páginas especiales publicadas en El Adelantado de Segovia).

 

 Las fiestas en honor a María Magdalena en Sotosalbos, que se desarrollarán hasta el próximo domingo 4 de agosto, son como uno de esos reencuentros familiares, que se han popularizado tanto en los últimos años.Esos reencuentros en los que decenas de personas de una gran familia charlan, ríen, cuentan viejas anécdotas, recuerdan a los que no están, comen, bailan, pero, sobre todo, estrechan lazos. Al igual que sucede en esas citas multitudinarios, hay personas que ni se conocen al comenzar la semana pero acaban con la sensación de estar más cerca de sus raíces, más cerca de aquellos que los quieren simplemente porque comparten un mismo apellido o, como en el caso de Sotosalbos, simplemente por ser vecino, amigo o descendiente del municipio. Esta condición explica el resto en este hermosa villa de 130 habitantes empadronados y situada a los pies de la Sierra de Guadarrama, a tan solo 18 kilómetros de Segovia y poco más de 100 de Madrid.

El intenso programa de actividades y la financiación en las fiestas en honor a María Magdalena es fruto de una estrecha colaboración entre el Ayuntamiento y la Asociación cultural, deportiva y de personas mayores 'El Acebo', que satisface gran parte de la cuantía económica gracias a la cuota de los más de 200 socios de la agrupación y las aportaciones de anunciantes y colaboradores del programa de mano, que editan ellos mismos.

PARA TODOS Un año más, el aspecto deportivo y lúdico tiene un importante peso en el programa de actos, con clásicos, como el concurso de tartas y tortillas del martes, y otras novedades como el intento por recuperar la tradición a través de los juegos tanga y chito del viernes, y la ruta en mountain bike, que propone un recorrido por los ríos Pirón y Viejo, el sábado.

Los niños siguen siendo una de las partes más mimadas del programa: talleres como el de reciclaje divertido, o el de juegos tradicionales, concursos, fútbol, paseo en bicicleta, concurso de disfraces o el grand prix infantil... todo pensado para que lo pasen en grande toda la semana.

1-plantilla-portadaEl ambiente familiar y relajado de las jornadas diurnas cambia por completo y la Plaza Mayor se abarrota gracias al ímprobo esfuerzo y la apuesta por la calidad de la organización en las propuestas musicales. Así, el miércoles contarán con la Rondalla Granvals, con Bikini el jueves, Tabú el viernes y Grupo Pikante el sábado.

Aunque las fiestas en honor a María Magdalena cuentan con una nota religiosa, esta no es la parte de más entidad del programa, y es que el que el germen de estos días festivos, hay que buscarlo en la inquietud del que fuera párroco durante tantos años, el fallecido Pablo Sainz Casado, quien hace más de cuatro décadas promovió una semana cultural durante estas fechas, que aportase dinamismo y actividad a sus vecinos.

De ahí, que se escogiese honrar a María Magdalena y que el domingo, día en que la imagen procesiona por las calles del municipio acompañada de los vecinos, que portan los pendones de la Villa, se celebra la 'subida a Malangosto', romería que rememora el capítulo del Libro del Buen Amor, en el que el Arcipreste de Hita, en su camino hacia Sotosalbos, tiene un encuentro fortuito con 'la Chata'. De esta forma, en ese puerto 'angosto', a más de 2.000 metros, cada año se dan cita cientos de romeros. Una tradición en la que también tuvo mucho que ver el cura-párroco y un buen amigo suyo, el alpinista ya fallecido Jaime Alpens.

Aquella semana cultural poco a poco fue ganando entidad gracias a la colaboración vecinal y ahora sigue adelante con la ayuda de voluntarios de todas las edades.

UNIDOS Como en cualquier gran familia, en Sotosalbos las dificultades y malos momentos también se viven en primera persona. El alcalde de la Villa, Feliciano Isabel Jimeno, recuerda que "hay personas que están pasando situaciones personales y familiares muy delicadas y, en un municipio como este, cualquier enfermedad o pérdida nos afecta a todos, así que, en estos días, a pesar de la diversión y el esfuerzo por sacar adelante el programa festivo, siempre tenemos presente a esas familias ".

Este compromiso se traslada a estas fechas en las que la calidad de las orquestas, la variedad de las actividades y las novedades, quedan en un segundo plano. Lo que caracteriza estas fiestas es la implicación de vecinos y amigos, que se atreven a freír más de 200 huevos para cenar, organizar una gimkana por las calles del municipio, subir al balcón y ofrecer emotivos pregones o montar y desmontar todo lo necesario para las multitudinarias cenas. Un alarde de valentía, imaginación y trabajo en equipo, que convierten estas fechas en las más especiales del año.

(Texto: B.C.P.)

Ver páginas especiales en El Adelantado